Principales síntomas de la tiroides

  • Los nódulos son bultos o inflamación de la glándula tiroides, generalmente benignos en más del 90% de los casos.
  • El tratamiento médico con pastillas es la opción elegida para las patologías benignas.

La tiroides es una pequeña glándula, en forma de mariposa, que se encuentra en la parte anterior del cuello. Es la encargada de producir la energía que la persona utiliza para realizar sus actividades diarias. Cuando funciona mal aparecen los síntomas de tiroides. Esta parte del organismo es una de que más sangre recibe de todo el cuerpo humano.

El trastorno de las tiroides se produce cuando la glándula libera demasiadas o muy pocas hormonas. En el primer caso se habla de hiperactividad y en el segundo de hipoactividad. Estas patologías suelen ser hereditarias y son más habituales en mujeres que en hombres.

Tipos de patologías y síntomas

La glándula tiroides puede presentar distintos trastornos como inflamación, un funcionando deficitario o excesivo o tumoraciones. Por este motivo se puede hablar de tres tipos de trastornos.

Hipertiroidismo

Aparece cuando las personas producen mucha glándula tiroidea. Puede ser a causa de la enfermedad de Graves-Basedow, por bocio multinodular tóxico o por un nódulo solitario tóxico.

Esto se traduce en la aparición de síntomas de problemas de tiroides como:

Hipotiroidismo

Aparece cuando la glándula tiroides funciona poco. Puede ser primario, cuando la persona nace sin esta glándula o esta deja de funcionar por algún motivo, o secundario como consecuencia de una intervención quirúrgica en la se extirpa y no se sustituye. Los síntomas que tienen estas personas son:

  • Aumento de peso u obesidad
    • Intolerancia al frío.
    • Metabolismo lento
    • Piel y cabello secos.
    • Estreñimiento
    • Menstruación irregular.

Cáncer de tiroides

Es el cáncer endocrino más común y no provoca síntomas en su fase inicial. Esta enfermedad hace que se formen células malignas en los tejidos de la glándula tiroidea. Existen 4 tipos de cáncer, según indican desde la Asociación Española de Cáncer de Tiroides:

  • Cáncer papilar de tiroides. Las células malignas se parecen a las originales. Recibe también el nombre de carcinoma diferenciado de tiroides. Supone el 80%-90% del cáncer de tiroides.
  • Cáncer folicular de tiroides. Es frecuente en mujeres y la edad de diagnóstico ronda los 50 años.  
  • Cáncer medular de tiroides. Tipo poco frecuente de cáncer de tiroides, que representa el 5% del total. Es el que tiene peor pronóstico.
  • Cáncer anaplásico de tiroides. Lesión muy agresiva y poco frecuente, que suele aparecer en edades avanzadas.

El tratamiento varía en función del tumor que se desarrolle, tal y como explican en American Cancer Society.

Por qué salen nódulos en la tiroides

Cuando la tiroides está inflamada es visible en el espejo. Aparece un abultamiento en la parte baja del cuello, que recibe el nombre de bocio, con independencia de que el crecimiento de la glándula tiroides se deba a que funcione mucho o poco. Se produce por un agrandamiento de la tiroides o como consecuencia de un crecimiento celular irregular que puede formar uno o varios nódulos.

Los nódulos son bultos o inflamación de la glándula tiroides, generalmente benignos en más del 90% de los casos. No afectan a la función tiroidea y, por consiguiente, no alteran la hormona tiroidea. Los nódulos pueden ser visibles o se pueden detectar con un examen de cuello a cargo del propio paciente o del especialista.

Diagnóstico y tratamiento de la tiroides

Para conocer qué enfermedad está alterando la tiroides es importante realizar varios estudios, además de la historia clínica y el examen físico. Los principales son:

  • Análisis de sangre en el que se estudie las hormonas tiroideas T3 y T4.
  • Ecografía de tiroides.
  • Gamma de tiroides.

Una vez realizadas las pruebas el especialista selecciona el tratamiento, que puede ser.

  • Tratamiento médico. En enfermedades benignas es la primera opción. Si la persona tiene poca hormona se le da en pastilla para aumentarla y si hay exceso debe tomar pastillas para inhibir la glándula. Se toma levotiroxina en los casos de hipotiroidismo y el metimazol, neotomizol o propiltiouracilo para el hipertiroidismo.
  • Tratamiento quirúrgico. Cuando no se consigue controlar la falta o exceso de glándula tiroides se procede a una cirugía. En el cáncer de tiroides el tratamiento debe ser quirúrgico. Es una intervención complicada, porque la glándula tiroides se encuentra muy cerca, anatómicamente, de estructuras muy importantes en el organismo como los nervios que permiten mover las cuerdas vocales o las glándulas paratiroides encargadas de manejar el calcio en el cuerpo.

Si crees que tienes la tiroides inflamada, quieres saber qué síntomas producen los nódulos en la tiroides o te preguntas cómo saber si tienes problemas de tiroides lo mejor es que acudas al médico. En consulta el especialista podrá guiarte y realizar un diagnóstico en el caso de que presentes alguna patología. En SaludOnNet contamos con endocrinos dispuestos a ayudarte en lo que necesites.

Servicios médicos relacionados

Servicios médicos relacionados

Servicios relacionados

Artículos relacionados

¿Te has quedado con dudas?

Pregunta a los mejores especialistas médicos

Y tú, ¿qué opinas?

Te informamos de que solo utilizaremos tus datos para enviarte las actualizaciones que se produzcan en los comentarios de post.

Puedes ejercer tus derechos en materia de protección de datos tal y como se detalla en la “Información Adicional”, que podrá ser consultada en https://www.saludonnet.com/politica-privacidad