¿Qué es un hematoma y qué tipos hay?

  • Lo más habitual es que los hematomas estén producidos por un golpe que puede ser una caída, lesiones deportivas, accidentes o tropiezo con personas u objetos.
  • El tratamiento más frecuente es la aplicación de frío local en la zona y la toma de analgésicos.
  • El hematoma intracraneal está provocado por la rotura de un vaso sanguíneo en el cerebro.

Un hematoma es una acumulación de sangre, que se produce por la rotura de vasos capilares. Aparece a causa de un golpe, una contusión o una magulladura en la que no se rompe la piel. Coloquialmente se conoce como cardenal, moratón o moretón. Existen diferentes tipos, en función de la zona afectada y la gravedad de este.

El hematoma empieza a formarse de color rojo, a causa de la sangre que hay bajo la piel, y a las pocas horas adquiere un tono azul-violeta o incluso negro, cuando pierde oxígeno.  A la semana toma un aspecto amarillo verdoso que, finalmente y antes de desaparecer, será amarillo o marrón claro.

Los hematomas pueden salir en cualquier parte del cuerpo después de algún traumatismo, pero a veces aparecen en lugares en los que no recordamos habernos golpeado. En esos casos hay que tener cuidado y consultar al médico. La causa más habitual de que aparezcan los moratones es la rotura de un vaso, pero también pueden surgir cuando la sangre es muy líquida o si la persona tiene alguna enfermedad que esté ocasionando problemas de coagulación.

Hematoma y equimosis

Aunque a veces se utilizan como términos sinónimos, hematoma no es lo mismo que equimosis.

Los hematomas están producidos por un golpe que puede ser una caída, lesiones deportivas, accidentes o tropiezo con personas u objetos. También pueden aparecer si la persona toma anticoagulantes. Tienen un tamaño superior a 5 mm y va cambiando de color a causa del fibrinógeno, una proteína que ayuda a la coagulación.

Los hematomas pueden causar dolor, inflamación o cambios de coloración en la piel. Desaparecen a las 2 o 3 semanas. Cuando se producen en el cuero cabelludo sin que haya una contusión es importante acudir al médico.

La equimosis son contusiones simples que no necesitan un golpe para aparecer.  Se caracterizan por el dolor y el derrame. Es el sangrado dentro de la piel o en las membranas mucosas, debido a la ruptura de los vasos sanguíneos. Es una lesión dérmica pequeña que mide menos de 5 mm. Desaparecen pasados 12 o 15 días.

Tipos de hematomas

Los hematomas se pueden clasificar en función de la zona afectada y de la gravedad del hematoma. Así, se habla de:

  • Subcutáneos: aquellos que se encuentran bajo la piel.
  • Intramusculares: aparecen en las zonas abultadas de los músculos y pueden llegar a afectar a los órganos internos.
  • Periósticos: aparecen cuando la contusión es en un hueso.

También puede hacerse una clasificación atendiendo al lugar del cuerpo en el que se producen. En este caso se hablaría de estos hematomas:

  • Epidurales.
  • Subdurales.
  • Intracerebrales.
  • Cuero cabelludo
  • Oído.
  • Septales.
  • Intramuscular.
  • Fracturas de pelvis ósea
  • Subungueal.

Contusión, hematoma cerebral o intracraneal

El hematoma cerebral es la lesión postraumática más frecuente. Consiste en un cúmulo de sangre que se produce en la cavidad craneal, dentro del encéfalo o entre este y el cráneo. Por lo general está provocado por una rotura de un vaso sanguíneo en el cerebro. Pueden aparecer uno o varios y evolucionan aumentando durante las primeras horas o días. Hay tres tipos de hematomas intracraneales: epidural, subdural e intracerebral, tal y como explican James E. Willberger y Gordon Mao en su artículo Hematomas intracraneales.

Hematoma epidural agudo

El origen más frecuente de este hematoma es arterial, por rotura de la arteria meníngea media. La localización más frecuente se da a nivel del hueso temporal o parietal. Consiste en un sangrado que se produce entre el hueso y duramadre, que es la meninge exterior que protege al sistema nervioso central formado por encéfalo y médula espinal.

La forma del coágulo es en forma de lente, biconvexa e hiperdensa que comprime y desplaza el cerebro.

Cuando una persona llega al servicio de urgencias con un hematoma epidural agudo se observa lo siguiente:

  • Casi la mitad de los pacientes tiene un intervalo lúcido de horas o días en el que habla.
  • Evoluciona con máxima rapidez debido al origen arterial.
  • Presenta signos de hipertensión intracraneal, que se manifiestan en forma de dilatación de la pupila del mismo lado del cuerpo y deterioro del nivel de conciencia.

El diagnóstico de confirmación se realiza mediante un TAC. El tratamiento es la realización de una craneotomía de urgencia, para evacuar el hematoma y ligar la arteria. La mortalidad postoperatoria oscila entre el 16 y el 32%. Si se actúa con rapidez el pronóstico es bueno.

Hematoma subdural agudo

El origen más frecuente de este hematoma es venoso, se produce por rotura de venas corticales. Su localización más frecuente es la región frontotemporal y la forma del coágulo es de semiluna, una masa hiperdensa y monoconvexa. Lo explican Ortega SO, Gil AM, Bacallao GL y otros especialistas en el artículo Diagnóstico del hematoma subdural: un proceso de clínica e imágenes dinámico publicado en la Revista Médica Electrónica en 2019. Consiste en un sangrado entre la dura madre y la corteza cerebral.

Las características del paciente con este tipo de hematoma son:

  • Tiene somnolencia o está en coma desde el momento de la lesión.
  • Se asocia a lesiones cerebrales subyacentes.

El diagnóstico de confirmación se realiza mediante un TAC. El tratamiento es una craneotomía de urgencia para evacuar el hematoma y la mortalidad puede alcanzar el 40% o 50%.

Hematoma encapsulado

La mayor parte de las lesiones causadas por traumatismos llevan aparejadas un hematoma. Lo normal es que esta sangre se vaya reabsorbiendo a medida que pasan los días, para terminar por desaparecer. Pero hay veces que el cuerpo no lo elimina y se produce una reacción fibrosa que deja aislado al hematoma, formando una cápsula. Es lo que denominamos hematoma encapsulado. Con fisioterapia se puede hacer desaparecer el hematoma y prevenir la encapsulación.

Hematoma muscular

Las lesiones musculares se producen con mayor frecuencia en deportistas, aunque pueden afectar a cualquier persona. Las más habituales se dan en la zona del muslo, los isquiotibiales y el recto femoral y también en los brazos. Estas lesiones presentan edemas de gran tamaño y hematomas.

Preguntas frecuentes sobre los hematomas

Cómo saber si un hematoma es grave

Los hematomas o moratones no suelen ser graves en su mayoría, al estar producidos por lesiones superficiales. Pero hay señales o hechos que pueden alertar sobre su importancia. Algunas son:

  • Ocurren en la zona de la cabeza o el cuello.
  • Tienen una duración de más de 15 días.
  • Siguen aumentando con el paso del tiempo.
  • Se inflama la zona y producen dolor, pasados los primeros días tras el golpe.
  • Produce sangrado anormal en otras partes del cuerpo.
  • Provocan la pérdida de funcionalidad de una articulación o extremidad.

En estos casos es importante acudir al médico para que realice una exploración física, historia clínica y decida si debe mandar pruebas diagnósticas.

Cómo se trata un hematoma

Los hematomas desaparecen solos con el tiempo. No obstante, se recomienda aplicar frío en la zona en la que se ha producido la contusión, para que baje la inflamación y se recuperen antes los tejidos. También es recomendable mantener elevada la zona en la que se encuentra el hematoma y no moverla demasiado. Si hay dolor se recomienda tomar algún analgésico como el paracetamol.

Cuánto puede durar un hematoma

Los hematomas pueden durar desde varios días a meses, en función de la zona en la que se producen. Lo habitual es que sean visibles de 2 a 3 semanas.

¿Qué es un hematoma interno?

Un hematoma es una acumulación de sangre a causa de una hemorragia interna, producida por la rotura de capilares. Esta sangre no sale a la superficie y se queda en las capas de piel.  

Si tienes un hematoma y presenta características que no son normales, no dudes en acudir al médico. En SaludOnNet contamos con especialistas dispuestos a ayudarte en todo lo que necesites.

Servicios médicos relacionados

Servicios médicos relacionados

Servicios relacionados

Artículos relacionados

¿Te has quedado con dudas?

Pregunta a los mejores especialistas médicos

Y tú, ¿qué opinas?

Te informamos de que solo utilizaremos tus datos para enviarte las actualizaciones que se produzcan en los comentarios de post.

Puedes ejercer tus derechos en materia de protección de datos tal y como se detalla en la “Información Adicional”, que podrá ser consultada en https://www.saludonnet.com/politica-privacidad