Prevención y tratamiento de la osteoporosis

osteoporosis

La osteoporosis es una enfermedad silenciosa que no produce ningún síntoma hasta que la persona sufre una fractura. Consiste en la pérdida progresiva de masa ósea, siendo una patología crónica que logra debilitar los huesos, haciendo que sean más frágiles y con tendencia a fracturarse. Los especialistas recomiendan tomar medidas preventivas, sobre todo en mujeres con más de 50 años que han pasado la menopausia, el grupo de mayor riesgo.

Datos de la enfermedad

La osteoporosis es la enfermedad ósea más frecuente, afectando en España a unos tres millones de personas. Produce cada año más de 1,3 millones de fracturas de vértebras, cadera y muñeca en todo el mundo. Se calcula que 1 de cada 6 mujeres y 1 de cada 10 hombres mayores de 70 años va a tener una fractura causada por esta enfermedad. Los huesos se vuelven más frágiles y se rompen con facilidad.

Las fracturas más frecuentes son las de vértebras o huesos de la columna. Generalmente el paciente no es consciente de ello hasta que se realiza una radiografía por otro motivo y se le diagnostica. También son habituales las de muñeca y cadera, que suelen producirse a causa de una caída. Estas últimas son muy dolorosas e incapacitan a la persona. En España se producen al año más de 40.000 casos, que impiden realizar una vida normal a quien la padece. Además se sabe que tras una fractura de cadera el riesgo que tiene el paciente de fallecer aumenta de manera considerable.

La osteoporosis puede ser primaria, cuando se produce a consecuencia de la edad, o secundaria, cuando son otros factores los que la generan. Las causas más frecuentes son:

  • El paso de los años produce una disminución en la cantidad de masa ósea.
  • Ser mujer de raza blanca mayor de 50 años. El sexo femenino presenta cuatro veces más riesgo que el masculino de tener osteoporosis tras pasar la menopausia. La disminución de estrógenos hace que se reduzca el remodelado del hueso.
  • Tener antecedentes familiares de fractura de huesos.
  • Tomar determinados medicamentos que afectan a los huesos.
  • Contar con un Índice de Masa Corporal por debajo de 19.
  • No tomar suficiente calcio, alimento imprescindible en la formación de los huesos.
  • Tener déficit de vitamina D.
  • Llevar una vida sedentaria sin realizar ningún tipo de actividad física.
  • Abusar del tabaco y el alcohol.

Los especialistas recomiendan que todas las mujeres, pasados los 50 años, se realicen una densitometría ósea, prueba que determina el estado de los huesos y que predice el riesgo de fractura. Otras pruebas diagnósticas para esta enfermedad son las radiografías y las analíticas de sangre, para evaluar los niveles de fosfatasa alcalina, calcio u hormonas tiroideas. Con los resultados los médicos valoran la necesidad o no de tomar medidas preventivas.

Cómo tratar la osteoporosis

El tratamiento pretende evitar la enfermedad establecida y su empeoramiento. Diagnosticada de forma precoz la osteoporosis se cura. Llevar una vida saludable, sin alcohol y tabaco, con una dieta sana y ejercicio moderado ayuda a retrasar la enfermedad. En mujeres con menopausia hay tratamientos farmacológicos para los casos en los que existe un riesgo mayor de fractura ósea. Algunos son:

  • Toma de suplementos de calcio y vitamina D en personas con edad avanzada que no tomen una dieta rica en elementos.
  • Fármacos que disminuyen la reabsorción del hueso, como los bifosfonatos
  • Moduladores de estrógenos como el raloxifeno
  • Análogo de la hormona paratiroide, que facilita la creación de hueso

Las personas que padecen osteoporosis y toman medicación consiguen reducir en un 60% el riesgo de padecer fracturas. Es importante acudir al médico para prevenir la enfermedad si se está dentro de uno de los grupos de riesgo. Esta patología es multidisciplinar y la tratan diferentes especialistas: reumatólogos, traumatólogos, internistas, ginecólogos, endocrinos, médicos rehabilitadores y médicos de familia.

Servicios médicos relacionados

Servicios médicos relacionados

Servicios relacionados

Artículos relacionados

¿Te has quedado con dudas?

Pregunta a los mejores especialistas médicos

Y tú, ¿qué opinas?

Te informamos de que solo utilizaremos tus datos para enviarte las actualizaciones que se produzcan en los comentarios de post.

Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación u oposición al tratamiento de datos y portabilidad en materia de protección de datos en la dirección de correo electrónico dpo@saludonnet.com tal y como se detalla en la “Información Adicional”, que podrá ser consultada en https://www.saludonnet.com/politica-privacidad